Egreso XLVII Promoción de Agentes de Policía

Discurso de la señora Directora de la Escuela Superior de Policía, con motivo del egreso del cuadragésimo séptimo curso de capacitación para agentes de Policía

Hoy, con orgullo asistimos a la culminación del cuadragésimo séptimo curso de capacitación para agentes de Policía; acontecimiento que representa para nuestro Instituto, un hecho trascendental en su joven historia, pues estos 150 nuevos agentes de policía se incorporaran a las filas de la Institución para velar por el bien común de nuestra ciudadanía.

Estos hombres que hoy se suman a nuestra centenaria Policía, aportaran sus esfuerzos en pos de la seguridad de todos los fueguinos, pero también trabajaran denodadamente en todos los aspectos sociales que la realidad de la provincia les requiera, pues, han sido formados en los tópicos esenciales que debe conocer un funcionario Policial, ello con el irrenunciable respeto a las Instituciones Democráticas y por sobre todo a los Derechos Humanos.

Al momento de reflexionar y hacer balances, es dable enaltecer la labor de aquellos formadores y colaboradores, quienes con su invaluable compromiso y sentido de pertenencia, hicieron posible alcanzar las metas propuestas, con el firme convencimiento de haber cumplido con aquellos lineamientos institucionales.

En la vida de todo Policía es sagrado su servicio al prójimo, esto representa una vocación y una entrega. Pero, junto a nosotros y en nuestra vida institucional, siempre está la familia. Es por ello que deseamos reconocer y agradecer el acompañamiento de los familiares al momento de tomar esta determinación de vida, pues han sido el refugio y la seguridad que les permitieron cumplir con sus responsabilidades y esfuerzos cotidianos.

Pero la tarea más ardua para sus afectos, comienza en lo sucesivo; surgirán nuevos desafíos, como la de brindar la contención, la aceptación, la escucha, porque es en ustedes, el primer lugar donde estos hombres buscaran el sosiego ante las adversidades que encontraran a lo largo de la carrera policial.

Ahora, me dirigiré a los egresados, Ustedes van a recordar este día para toda su vida y lo van a hacer como un hecho trascendental. Ustedes son vecinos de nuestra comunidad, que han sido preparados en valores y en principios para ejercer la noble misión de brindar seguridad a sus semejantes. Desde ahora, la realidad les presentara escenarios que implicará un desafío en cada rincón de nuestra querida provincia, donde deberán aplicar con criterio y sabiduría valorando la enseñanza y el aprendizaje, pidiendo a Dios que ese saber este presente en cada uno de sus actos, en cada una de sus decisiones.

Culmina aquí una etapa de su carrera, durante ella han creado nuevos vínculos de camaradería que trascenderán más allá de la vida profesional. Estos lazos serán de gran ayuda, pues la vida policial no se transita en completa soledad, sino por el contrario, se sustenta en esfuerzo compartido y la ayuda mutua que les permitirá sortear dificultades que la vida les pudiera presentar, es ahí, donde un camarada, por experiencia, conocimiento o simplemente por sabiduría de la vida misma, podrá dar esa palabra oportuna y justa que los guíe en la senda correcta.

Señores Agentes de la cuadragésima séptima promoción de la Escuela de Suboficiales y Agentes “Ernesto KRUM”, sean bienvenidos a la Institución Policial, ella hoy los recibe para que con honor continúen desarrollando la función Social que generaciones ya han cumplido; En cada acto honren ese uniforme, que representa solidaridad, rectitud y justicia.

Comunidad fueguina, les presento aquí los nuevos Agentes de su Policía.

MUCHAS GRACIAS.

Añadir a favoritos el permalink.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *